[Privado] Encuentra al Impostor

Zelda Rol :: 

 :: 
 :: Bosques perdidos

Ir abajo

[Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Cilmid el Sáb Sep 21, 2013 10:41 pm

En casa, hogar dulce hogar; aunque precisamente en las praderas no tuviera una casa, el regresar a Hyrule le alegraba. Pero… ¿Realmente lo estaba? Aun se sentía confundida por lo sucedido en aquella isla y sus pensamientos no estaban del todo ordenados. Simplemente se paseaba por las praderas, sin un rumbo fijo. No quería llegar a ningún pueblo, no deseaba encontrarse con persona alguna, no aún. Entonces ¿Qué debería hacer? Estar todo el día caminando de aquí a allá por las praderas no sería nada nuevo, tanto que las había recorrido que ya conocía los caminos. Aunque puede que haya rincones que la castaña no se haya fijado, unos difíciles de encontrar.

— ¡Puedo hacer eso!— estaba decidida a averiguarlo, las praderas eran extensas y debía haber alguna parte en ellas que la castaña ni haya visto. Así que comenzó a buscar por lugares poco conocidos, lo que indicaba salirse del camino de tierra y andar sobre el pasto. Ya había olvidado esa sensación de cosquilleo en las plantas de los pies que le causaba el fresco pasto de Hyrule. Se dejó llevar y se arrojó al pasto apoyando su mano derecha sobre el suelo para impulsarse de forma lateral con sus piernas, girando en ese sentido para apoyar su otra mano y terminar de dar la vuelta para estar de nuevo en pie. Realizó varias volteretas laterales hasta dejarse caer sobre el pasto con la vista hacia el cielo.

Respiraba tranquilamente observando aquel hermoso día, hasta que el sonido de unos pasos por el pasto le hizo levantarse y girarse para ver quién era. Se trataba de un muchacho de cabellos anaranjados y lacios, de ropajes oscuros. Aquel chico permaneció parado, observando a la castaña para luego sonreír, saludar con su mano y acercarse lentamente. — Emmm… ¿Hola?— la Hylian permaneció en su lugar, saludando con un gesto de su mano. — ¿Acaso te has perdido?— le preguntó, pero aquel muchacho no contestaba y se detuvo frente a la castaña. El muchacho levantó su dedo índice y señaló justo detrás de Cilmid.

La castaña no dejaba de pensar en lo raro que era aquel tipo, pero no pudo evitar girarse para ver qué es lo que estaba señalando, cayendo completamente en la trampa de aquel muchacho. De un movimiento rápido su espada le fue arrebatada por aquel pelinaranja, el cual se burló y se dio a la fuga. — ¡¿Pero qué demonios…?! ¡Oye!— no tenía por qué quedarse parada pensando el porqué de sus actos, le habían quitado algo preciado para ella, y que en parte le servía para protegerse, por lo que debía recuperarlo. Corriendo por las praderas, el muchacho pelinaranja se internó en los bosques, pero eso no serviría para que Cilmid le perdiera de vista, es más, le ayudaría a atraparlo más fácilmente. Una vez en los bosques, la castaña saltó al árbol más cercano para treparlo rápidamente saltando en sus ramas. Perseguía al chico pasándose de rama en rama pero por alguna extraña razón no lograba alcanzarlo ¿Acaso será algún tipo de súper rapidez?

Terminó por perderle de vista, por lo que bajó de los árboles a una especie de círculo formado por la maleza donde las hojas de los árboles cubrían el cielo y la luz se filtraba entre ellas. Unos segundos después de admirar el lugar, la castaña escuchó algunos ruidos. Algo se acercaba y ella no tenía arma, pero aun contaba con sus puños.

off:
El primer post será que todos nos encontremos en ese lugar del bosque. Cómo ven, elegí que el Poe se disfrazara de Gaius para que me arrebatara la espada (objeto que Rondel no podría tomar y que siento que Gismo rompería si se echara a rodar con ella (?)), así es como el Poe planea hacernos caer en su trampa, haciéndose pasar por uno de nosotros para arrebatarle el objeto preciado a otro. Son libres de escoger quienes les quitará qué. Si no me entienden bien me pueden preguntar por la CB o mandándome un MP


Casi todas mis firmas en Construcción (?)
avatar
Cilmid
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Femenino Mensajes : 572

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gaius el Dom Sep 22, 2013 9:49 am

Se había alejado bastante de la ciudadela en busca de un lugar en donde no estuviese nadie o lo podrían encontrar; Le había robado a uno de aquellos ricachones una joya de bastante valor y aunque no lo habían visto(gracias a la capucha que llevaba) lo mejor sería desaparecer hasta que el incidente quedara en el olvido, como solía pasar. Seguramente aquel hombre se compraría otra reliquia para compensar la que tenía en la mano, después de todo para ellos todo parecía ser reemplazable. Tomó aquel collar observándolo, su gran diamante azul le llamaba la atención, además de ser enorme.

Una sonrisa se formó en la comisura de sus labios, con esto seguramente no tendría que hacer maldades por un buen tiempo. Siempre se decía lo mismo, pero a pesar de tener muchas cosas de alto valor guardadas siempre terminaba realizando las malas mañas que había adquirido.
Vio como el sendero se extendía por mucho y al ser plano podría llegar a ser sospechoso lo mejor sería perderse en aquella vegetación. No le agradaba mucho la idea, lo único malo de esos lugares eran aquellos asquerosos insectos que vivían allí.

A pesar de su disgusto decidió entrar allí, tenía más que perder si seguía por aquel camino. Se adentró en el follaje. Aquel bosque era conocido por ser tan espeso que perderse era bastante fácil.
Sacó su daga y comenzó a hacerles una raya horizontal a los árboles, si se perdía tendría que buscar aquellos árboles, para luego seguir el mismo camino que había hecho. No quería terminar muerto allí por no poder salir nunca, eso jamás.
La luz parecía apenas filtrarse por pequeños espacios entre tanto árbol. Se preguntó que viviría por esos lugares, a pesar que no lo parecía el ambiente era bastante hostil. Frunció el seño al sentirse observado, quién le prestaría tanta atención.

Se mantuvo atento, podría ser una mera sensación que tenía, pero igualmente seguiría alerta.
Siguió su camino hasta llegar a un pequeño pozo de agua, nisiquiera se preguntó de dónde venía, lo primero que pasó por su mente fue ¿La podré Beber? Se agachó para verla con más atención, podía ver el fondo por lo clara que estaba. Sacó una cantimplora y la llenó de agua para beberla, repitiendo de nuevo el proceso, pero esta vez no la bebió, sino que la guardó.
Un sonido entre los arbustos sonó en sus espaldas haciéndolo sudar frío. Esperaba que no fuese un Wolfo o algo similar, sabía defenderse pero pelear sería su última opción siempre.

Fijó su mirada en donde provenía aquel movimiento mientras se reincorporaba. Tomó su espada con fuerza mientras en su otra mano tenía la joya(que no pretendía soltar de sus manos, no quería perderla de vista).
Una hoja, con lo que supuso era una cara se asomó asustándolo un poco, realmente era extraño. El pequeño ser sacó por completo su cuerpo y se acercó con su vaivén al caminar, distrayendo al muchacho que hacía esfuerzos para no reírse ¿Se podría molestar, no? El sonido de los cascabeles al moverse le daba un toque extraño, se movía algo torpe al tener que balancearse.
Se acercó a él y el muchacho pensó que no le haría daño un trozo de tronco con cara. La pequeña figura veloz como un rayo, tomó el collar y salió corriendo haciendo aquel sonido de campanas.

¿Q-qué ha pasado? — vio como en sus manos ya no había nada — ¡Hey! Eso es mío

Salió corriendo detrás de la criatura intentando alcanzarla, no podría ir muy lejos, además que no era tan veloz por lo que seguramente lo alcanzaría; Notó como aquel sonido parecía sonar cada vez más lejano, no importaba lo rápido que corriera él, no lo atraparía.

Genial Gaius— se habló a sí mismo, enojado por ser descuidado — Ahora tendré que buscar esa cosa por todo el bosque

Caminó en lo que supuso era una línea recta, buscando indicios de que alguien hubiese pasado por allí, pero nada. A la lejanía escuchó unos sonidos. Sonrió para luego comenzar a correr en aquella dirección.
Siguió el camino hasta llegar a un pequeño círculo que no tenía árboles, sólo vegetación. Se quedó allí mientras tranquilizaba su respiración por correr tan fuerte.

Ese pequeño maldito… — sacó la cantimplora para tomar agua y luego guardarla — me ha robado

¡Oh la ironía! le habían robado a un ladrón. Esperaba encontrarlo pronto, no tenía tiempo para juegos con pequeños trozos de madera.

Off rol:
Gaius llegó a el mismo lugar en dónde terminó Cilmid
avatar
Gaius
Rango de rol

Rango de rol

Mensajes : 32

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Rondel el Dom Sep 22, 2013 11:58 am

-♫ ¿Quién eres tú~? Yooo sooy Rooondel, ¿Quién soy yo~? Túuu eeeres Rondel, Rondel el Kolog más Su-... ♪ -Canturreaba hasta detenerse a ver lo que tenía a su alrededor, ¿No se suponía que hoy iba a ver rodar a los goron a la Montaña de la Muerte? ¿Por qué estaba aún dando vueltas en el mismo lugar en las Praderas, aún podía ver la entrada al bosque. No importaba ¡Cambio de planes! Siempre funcionaban.

Se tiró al pasto de las Praderas, notando la suave brisa mientras miraba hacia el cielo azul sin soltar ni por un momento su palo. Se quedaba pensativo, ¿Qué sería lo que haría el día de hoy? Tal vez con suerte haría nuevas amistades.

Se alzó nuevamente con total calma o acabaría de bruces al suelo. Pensaba en volver al bosque y ahí pasar un rato con el Árbol Deku. Repentinamente una enoooooooooorme sombra apareció detrás suyo- ¿Eh? -Se giró para comprobar de qué se podría tratar y se sorprendió de manera hasta exagerada, hasta temblando de la emoción- ¿¡Eres un goron!? ¡¡¡Yo quiero rodar igual que vosotros!!! ¡¡¡Dicen que es divertido!!! ¿Y las rocas? ¿Coméis rocas? ¿En serio? ¡Yo no como! ¿No te duele cuando ruedas montaña abajo? -Se quedó unos segundos en silencio, ladeando su cabeza con duda, ¿Por qué aquél goron no decía nada? ¡Oh, claro, tal vez era porque no sabía ni con quien estaba hablando!- ¡¡Siento no haberme presentado aún!! -Se reincorporó, haciendo una pequeña reverencia al ser grandote- ¡¡¡Mi nombre es Rondel!!! ¡¡Si quieres yo te doy un tour por el bosque y tú me llevas por las montañas!! -Dijo con ánimos.

El goron seguía sin decir nada, no esbozaba expresión alguna y parecía haberse quedado absorto mirando hacia el palo del kolog, dándose Rondel cuenta de ello se vio obligado a cambiar nuevamente de tema- ¡¡¡Es mi palito!!! ¡¡¡Me ayuda en muchas cosas y es un buen instrumento, aunque nunca haya logrado que suene bien!!! -Nada, no había logrado ningún resultado y comenzaba a sentir que ese goron era realmente extraño. Miraba hacia su palito con varios agujeros hechos en él, siendo por dentro hueco. ¿Y ahora qué podría decir? ¡¡Ese no era problema para Rondel!! Ya tenía muchos más temas de conversación y- ¡¡¡EH!!! ¡¡¡Es mi palito, ¿Qué haces?!!! -Se sobresaltó en cuanto el goron hizo su primer movimiento, cogiendo sin cuidado alguno la única pertenencia del pequeño ser, el cual daba algunos saltos -sin conseguir llegar demasiado alto- tratando de alcanzar su objeto.

El goron esbozó una sonrisa para seguidamente echarse a rodar en dirección al bosque, dejando al kolog sin nada y con una extrema preocupación por su pertenencia más preciada de todas, una de las pocas cosas que guardaban el recuerdo de Naroh, su mejor amigo kolog ya fallecido desde hacía tiempo. Ipso facto fue directamente hacia el bosque, no podía seguir su camino sin su palo. La preocupación le invadía y comenzó a sentir hasta miedo, pasando por el lado de varias malezas, hasta llegar a un pequeño claro con poca luz solar que le llegara por las enormes hojas de los árboles. ¿Dónde estaría aquel goron? No sabría qué haría si no le llegara a encontrar.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
la realidad (?):
Gracias, Cilmid~ 8'D (?)[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Battle theme (?):
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Rondel
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 261

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gismo Goron el Lun Sep 23, 2013 7:01 pm

Volvía poco después del mediodía y casi llegando la tarde desde la ciudadela de pasar un rato con el resto de la horda vendiendo hermosas piedras talladas echas collares, pulseras o inmensos amuletos para ornamentar algunas de las casas del pueblo. Las rupias que se recolectaban en la venta muy pocas veces se usaban para algún fin en especial que involucre a los Gorons solamente. Era época de olimpiadas y Gismo, aunque no participase, siempre que podía se daba una vuelta a ver como el resto de los hermanos demostraban sus inmensas destrezas en la montaña, arengados por todos los espectadores de Hyrule e incluso hermanos de otros reinos reunidos allí con el solo motivo de festejar. 

No dejaba de ser una hermosa reunión que duraba a veces hasta semanas dependiendo de que tanto revuelo hubiese o este causando y las ganancias, en su mayoría se dedicaban a aquellas olimpiadas. Adornos, víveres o regalos para quienes asistiesen eran comprados por las mismas ventas que se realizaban en el año.

Toma lleva esto es para ti hermano Gismo, para que cargues en tu cintura junto con el resto de las cosas que llevas alli.- Se sonreía Odonkor mientras, le entregaba a Gismo una bella roca verde tallada esféricamente a la perfección. Relucía hermosa bajo el sol.

Muchas gracias padre Odonkor es el mejor regalo que pudo haberme dado.- Aceptaba el regalo perdido en reverencias hacia el anciano Goron.

Mientras recordaba y pensaba en aquello, admiraba gustoso y feliz la hermosa roca entre sus manos, dichosa tarde aquella. Volvía a la montaña a esquivar, lamentablemente, a todo el que pudiese pues, si bien empezaba a amigarse con las multitudes, aún se sentía un poco aturdido y prefería descansar un poco antes de bajar mas tarde a contemplar en silencio el entrenamiento de los participantes en las olimpiadas. Comería unas rocas junto con el resto después y subiría nuevamente entrada la noche para mañana ayudar en los preparativos.

A medio camino en la pradera tropezó sin darse cuenta con alguien en el suelo, sorprendido, y aún a tiempo de intentar no pisarlo o aplastarlo con su caída, maniobró hacia uno de los lados e indefectiblemente termino en el suelo panza abajo. La roca rodó a unos metros de él. 

A su lado aquella persona a quien casi aplasta se levantó, una niña hilyan de cabello castaño de poca estatura y vestida de azul. Poco pudo ver su rostro pues el sol le pegaba en la espalda.

Hey disculpame te... ¿te encuentras bien?. Venia distraído y no alcance a verte.- Se disculpaba el Goron en el suelo sobándose aún por el golpazo.

La niña no dijo nada y al ver la roca se acercó a tomarla lentamente. La alzó y la miró un segundo. Gismo no dijo nada y la niña se la guardó en el bolsillo, pegó la vuelta y empezó a alejarse.

O... ¡oye! eso... eso es mio. ¡Hey detente allí!- Comenzó a gritar a la vez que vio como empezaba a alejarse cada vez mas. 

Se levantó y empezó a correr tras ella. No lograba dar pie con bola y cada vez que parecía acercarse ella retomaba la velocidad y se alejaba nuevamente como si jugase con él. Llegaron al bosque y, luego de adentrarse un tramo largo, pareció perderse frente sus ojos. Gismo parado en medio de la maleza intentaba descifrar por donde pudo haberse ido. Entre los arboles a lo lejos sintió un griterío y decidió ir tras él. 

Metido mas adentro del bosque sintió otra voz pero distinta, confundido siguió corriendo en linea recta hasta que frente suyo notó movimiento. No podía distinguir a nada ni nadie por todos los arboles y vegetación con los que había tropezado y tenia frente a él.

Luego de correr salió a un circulo vació en el bosque y frente suyo, para su sorpresa, se encontraba la niña que lo había robado.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]>< [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Música para Gismo:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gismo Goron
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 184

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Cilmid el Sáb Sep 28, 2013 2:38 pm

¡Rápido! Hay que ocultarse antes de que sea quien sea se aparezca. Rápidamente, Cilmid subió a uno de los árboles cercanos a esa zona circular, observando desde las hojas y esperar. Para su sorpresa ¡Ahí estaba ese tipo! ¡El ladrón! Vaya, le había ahorrado el trabajo de buscarlo. Sólo esperó a que se descuidara y en ese momento se lanzó contra él. La castaña salió de su escondite, alzando su pierna derecha para aplicar una patada voladora y tirar al ladrón.

— Al fin te encontré…— comentó de una forma amenazante, no pensaba en darle tregua y que escapara nuevamente por lo que tenía pensado en seguir atacándole, pero pronto llegaron más individuos. Apareció un extraño ser de madera, de baja estatura y con una hoja por cara. — ¿Un Deku?— comentó. Ciertamente tenía un parecido… pero no era tan café como los Dekus y no tenía esa trompeta de boca. — ¿Un niño Deku?— quizás, como nunca había visto a un Deku pequeñito pensó que al ser de ese tamaño faltaba para que les creciera la trompa, pero eso no explicaba la hoja que tenía en su cara.

El otro era un Goron, de esos si conocía y éste no lucía tan imponente como Darugoron. ¡Ah! Pero si ya se le estaba olvidando. Nuevamente giró su mirada hacia aquel chico pelinaranja, el ladrón. — ¿Dónde ocultaste mi espalda?— le replicó, no podía ver a la vista su arma que le había sido arrebatada ¿Acaso estaba oculta bajo esa capucha? Pero se vería un bulto ¿no? Simplemente la castaña no podía encontrar donde la ocultaba ¿y si se le ocurrió dejarla en el bosque? ¡Lo mataría! — ¡Más te vale devolvérmela ahora o te voy a…!— su voz se vio interrumpida por una risa que resonaba por todo el bosque.

El cielo se oscurecía, el aire soplaba ferozmente, como si una tormenta fuera a llegar en cualquier momento. La risa se hacías más cercana y una figura espectral se materializó en aquel gris cielo. Se trataba de un Gran Poe, quien observaba a cada uno de los presentes, riendo entre ratos. — Llegaron víctimas ¡Llegaron!— dijo alegre sin parar de reírse de una forma macabra. Aquel espectro agitó su candil y rocío un extraño polvo humo morado sobre todos los presentes. Después de eso, simplemente desapareció, dejando a todos confundidos ¿No iba a atacarles? ¿A dónde había ido?


Última edición por Cilmid el Sáb Sep 28, 2013 4:25 pm, editado 1 vez


Casi todas mis firmas en Construcción (?)
avatar
Cilmid
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Femenino Mensajes : 572

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gaius el Sáb Sep 28, 2013 3:47 pm

Cuando por fin recuperó el aliento perdido se reincorporó mirando hacia todos lados, estaba seguro que había oído un sonido proveniente de aquel lugar, pero no parecía haber nadie. Frunció el seño cuando sintió un golpe en su costado derecho.
Calló al suelo algo adolorido ¿Quién lo habría golpeado?

— Al fin te encontré…—

Bien, aquel lugar era el bosque de los locos, primero la madera extraña y ahora esta chiquilla que caía de los árboles golpeando gente. Pensó aquellas palabras ¿acaso lo buscaría por la joya? No podía ser posible, no había dejado rastro alguno en su escape.

Ella pareció perder la concentración rápidamente caminando hacia otro lado, sabía que las mujeres eran extrañas pero seguramente este sería un espécimen entre ellas. Aprovechó su distracción para escabullirse de su agarre y levantarse. Notó como dos personajes más aparecían frente a ellos.
¡El pequeño ladrón! Se dirigió a donde estaba pero fue interrumpido por la Hylian.

— ¿Dónde ocultaste mi espada?

¿Qué espada? Ahora alucinaba, el solo tenía sus armas, además para qué se robaría una espada, el tenía una y venderlas era complicado. Frunció el seño mientras se metía un caramelo a su boca.

— ¡Más te vale devolvérmela ahora o te voy a…!

¿Qué le haría? No veía mucho, la ves anterior lo había golpeado porque lo atrapó por sorpresa pero ahora no sería tan fácil, además ¡El no le había hecho nada!
Abrió la boca para responder, pero fue detenido por una carcajada que se escuchó a la distancia, esta resonó por todo el bosque dejando un silencio sepulcral luego de aquello ¿Qué estaba ocurriendo?

El cielo se nubló en menos de un pestañeo mientras el viento se hacía presente moviendo sus ropajes. La risa parecía sonar cada vez con más intensidad indicando que se acercaba; Se quedó alerta esperando que ocurriese algo, fue una sorpresa ver que un espectro se aparecía frente a ellos.

— Llegaron víctimas ¡Llegaron!

El Poe celebró el tenerlos allí, mientras agitaba el objeto que traía en una de sus manos soltando un extraño polvo(o humo, no lo sabía) de color morado. Instintivamente se tapó con su ropa la nariz y boca, pero al parecer no era suficiente, aquella cosa se internaba por los poros de la misma ropa.

En su distracción no se dio cuenta cono el anfitrión pareció desaparecer dejándolos allí, solos en un extraño silencio.
Estaba confundido, no tenía idea de qué había pasado o que debían hacer. Miró a todos notando a un goron que antes no vio debido a la muchacha.
Recordó las palabras de ella y frunció el seño, no le pudo responder por la extraña interrupción, pero ahora sí saldaría cuentas pendientes.

Hey, muchachita — le habló a ella con ironía — Yo no tengo una espada  ¿para qué querría un cacharro así si tengo los míos?

Le respondió algo enojado, después de todo lo había golpeado bastante fuerte. El dolor a pesar de haberse apaciguado seguía allí, presente.

A mi me ha robado ese arbusto— indicó al Kolog, acercándose a él —¿En dónde has metido mi joya, pequeño ladrón?

Era irónico el tratar así a la criatura, debido a que el mismo era uno, pero eso lo mantendría en secreto por ahora, nadie tenía que saber ¿No?

Mira amiguito no quisiera partirte en dos para que me des mis cosas — hiso una mueca de disgusto mientras saboreaba el caramelo para pasar el mal momento

Quería tomar sus cosas y salir de allí lo más rápido posible, después de todo sentía que aquel bosque no era un lugar para ir a hacer picnics, ni nada similar, mientras más rápido saliera de allí mejor sería.
avatar
Gaius
Rango de rol

Rango de rol

Mensajes : 32

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Rondel el Dom Oct 06, 2013 4:22 pm

Un momento, ¿dónde estaba? Miró a sus alrededores, viendo que venían varias personas al mismo sitio y aquello hacía que se sintiera mucho más perdido de lo normal. ¿Qué estaba sucediendo, había una fiesta o qué?
-¡¡¡Eres tú!!! -Exclamó repentinamente al ver como el Goron de antes llegaba al lugar, y dando pasitos de lado a lado intentando localizar su palito repentinamente escuchó un FUERTE golpe que asustó completamente al pequeño Kolog, girándose hacia su procedencia, una Hylian golpeando al pobre humano- ¡¡No os peleéis!! ¡¡Os haré un tour por ese árbol de ahí o lo que sea!! ¡¡Os daré palitos y os cantaré cualquier cosa, pero no os peleéis!! -Se desesperaba al ver como gente se peleaba, aunque ni siquiera conocía la razón. Miró hacia su mano por inercia y recordó que no tenía su pertenencia, haciendo que se volviera hacia el goron, dando saltos seguidos con tan de llamar su atención- ¡¡Devuélveme mi palito, es muy importante!! ¡¡Lo necesito!! -Reclamó, sin parar de dar saltos en su sitio desesperadamente con tal de conseguir lo que tanto quería.

De repente una risa inundó todo el bosque, a la vez que todo se tornaba más oscuro, sorprendiendo al Kolog en medio salto para acabar cayendo de culo al suelo. Miró hacia arriba con tal de poder descubrir qué estaba pasando y de repente aparecía un Graaaan Poe que intimidaba con tan solo verlo, aparte de su risa de loco, Rondel ni se levantó, se quedó de piedra al ver aquella escena, o eso parecía- ¿Víctimas? ¡¡Oh, ya sé!! ¡¡¡Tienes cara de músico, yo tengo un palit-...!!! -Dijo levantándose de repente con emoción, aunque toda alegría se desvaneció al ver que no tenía ni su palo y el Poe ya se había ido tras rociar un extraño polvo morado, quedándose muy confundido- ¿Eh? ¿Qué? ¿Adónde se ha ido? ... -Se preguntaba, mientras daba más de una vuelta alrededor del Goron con tal de encontrar lo que éste se había robado, aunque no había resultado alguno.

Estaba seguro de que había sido ese Goron que parecía amigable -como todo ser que se moviera a ojos de Rondel- pero seguía sin encontrar nada. Se detuvo unos instantes a un lado, dándole la espalda a las otras dos personas, aunque de repente le llamó la atención algo que dijo el chico pelinaranja, se giró hacia éste desconcertado- ¿Eh? ¿Arbusto? -Questionó mirando hacia sus alrededores por si fuera a haber de verdad un arbusto que se moviera o algo, aunque estaba claro, le estaba hablando a él- ¡¡Yo soy un Kolog!! ¿Conoces al Árbol Dek-... u? ... ¿Qué joya? -No se estaba enterando de nada, pero parecía que aquel humano no venía en busca de amistad- ¿¡EEEEEEEEEEEEEH!? ¿¡Pa-partirme en dos!? ¿¡Cómo!? -Se puso a temblar seguidamente, mirando hacia todas las direcciones por si de verdad estuviera hablando con alguien más, pero no, el humano estaba mirando solo al Kolog- Pe-pero si... yo no he robado nada, es más, ¡¡Este Goron amigable me ha robado a mí el palito!! O tal vez solo lo haya cogido prestado... -Pensaba en voz alta, no sabía qué estaba pasando, aunque por inercia lo que hizo fue esconderse tras la pierna del Goron, la mirada del furioso humano le daba miedo.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
la realidad (?):
Gracias, Cilmid~ 8'D (?)[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Battle theme (?):
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Rondel
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 261

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gismo Goron el Lun Oct 07, 2013 7:51 pm

Una vez cruzó los arboles y vio a la mujer que le había robado, intentó avanzar hacia ella decidido a reprocharle lo ocurrido pero, ella sin ningún motivo aparente trepó hacia un árbol contiguo y atacó a un joven de cabello naranja que llegaba a la carrera. Gismo, confundido en la nueva escena que se planteaba frente a él, no alcanzaba a pensar o decidir que iba a hacer mientras que los dos extraños se alzaban en una discusión. Como si esto fuera poco, de un lado llegó a los saltos un pequeño Kolog que, completamente exaltado y preocupado, intentaba parar el griterío de aquellos maniáticos. 

El Kolog vio al Goron, a los saltos llamó su atención y una vez lo hizo reprochó. ¡¡Devuélveme mi palito, es muy importante!! ¡¡Lo necesito!!- Gismo casi cae de espaldas al escucharlo decir eso, lo había dejado anonadado y no encontraba palabra para decir. Permaneció en silencio por miedo a no enredarse con su lengua en medio de la confusión. Alzó un dedo que volvería a bajar enseguida pues no tenia nada para decir ni mucho menos por hacer.

Esto era completamente extraño ¿De donde saldría el Kolog que ahora lo trataba de ladrón? Por lo poco que había discernido en la discusión de los jóvenes, entre ellos se habían robado y lo habían robado a él también pero eso no fue nada en medio del mar de ideas, pensamientos y telas que empezaba a tejer la cabeza del Goron, si no que ahora una carcajada a los gritos le escupiría frente el rostro el oscurecer de todo el panorama.

Un Poe se alzó a carcajadas sobre ellos rodeándolos en el aire.- Llegaron víctimas ¡Llegaron!- Los roció con un polvo violeta que escondería también su escape en la misma nada que lo hizo aparecer dejando todo y a todos en silencio. Claro, ahora todo empezaba a tener sentido, no era mas que una molesta trampa del Poe.

Luego de que todos recobraron color, los jóvenes no perdieron la oportunidad de reiniciar la absurda discusión mientras que Gismo se percataba de que el Kolog aún saltaba a su alrededor en busca de su "palito" como lo había llamado un rato antes. Se detuvo el pequeño frente al Goron y este intentó agacharse a explicarle pero ambos fueron interrumpidos.

En dónde has metido mi joya, pequeño ladrón?- Interrumpió el joven de pelo naranja increpando al Kolog. Mira amiguito no quisiera partirte en dos para que me des mis cosas.- Terminó.

El pequeño arbusto asustado corrió tras la pierna del Goron quien al ver eso no lo tomó muy bien - Pe-pero si... yo no he robado nada, es más, ¡¡Este Goron amigable me ha robado a mí el palito!! O tal vez solo lo haya cogido prestado...- Se defendía asustado tras la pierna de Gismo.

Gismo avanzó sin dudarlo y alzando la voz sin sonar para nada amigable contestó al joven. No harás nada, espero te quede claro.- Se posó como un muro impenetrable frente al joven y allí permaneció guardando la seguridad del Kolog.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]>< [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Música para Gismo:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gismo Goron
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 184

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Cilmid el Sáb Oct 19, 2013 10:05 pm

— ¡¿Cacharro?!— ¡¿cómo se atrevía?! Su espada no era ningún cacharro. Ahora vería, pero sin antes de volver a discutir, el pelinaranja comenzaba a acusar de ladrón al Deku extraño, el que afirmó que era un Kolog. Nueva raza para la castaña. — Si qué estás loco, ¿Cómo puede un pequeño…. ser, robarle algo a un adulto?— claro que era ilógico, si con sólo ver al Kolog bastaba, digo, esos brazos y pies tan cortos, no hubiera podido alcanzar la altura del humano y mucho menos poder llevarse algo con él y escapar fácilmente.

Todos parecían pelear entre sí, pues afirmaban que el otro les había robado algo ¿No era extraño? Lo más seguro era que aquel Poe tenía algo que ver en todo eso. A la castaña no le importaba si tenía que ver o no, no le agradaba para nada aquel muchacho pelinaranja, y menos cuando intentaba atacar a un pequeño ser que no podía defenderse. Sin embargo debía admitir que…. quizá no fue él quien se robó su espada, ciertamente no parecía llevarla consigo ¡Pero es que lo había visto! ¡Era igualito! A menos de que tuviera un gemelo. Bueno, ahora debía hacer algo, no podía dejar que todos se pelearan aunque ella también quería discutir en contra del pelinaranja; así que lo mejor era aclarar lo que pensaba.

— Oigan… ¿no les parece raro?— habló antes de que comenzara una segura pelea. — ¿Que de casualidad a todos nos hayan robado algo y que termináramos todos exactamente en este mismo lugar? Sin olvidar de la aparición de ese enorme Poe.— claro, aquel ente quien sabe que había hecho, además de que su alegría por ver a ese grupo allí reunido le daba mala espina. — No sé qué vayan a hacer ustedes, pero no me quedaré aquí discutiendo sin sentido, iré a buscar lo que me robaron y saldré de aquí.— sin esperar a si alguien decía algo o si pensaban en seguirla, la castaña se dio media vuelta y se fue por el lugar de donde había llegado.

Justo cuando quería aclarar su mente buscando un momento de paz, pasa lo contrario ¿Y ahora que tenían en contra de ella? Bien sabía que la suerte no le duraría para siempre pero un momento de paz no era nada malo. Cilmid continuaba caminando, observando de vez en cuando en árboles, entre arbustos o troncos huecos, todo con tal de hallar su espada, pero nada, era como si se la hubiera tragado la tierra. Comenzaba a desesperarse, sentía que había pasado horas y horas buscando, pero lo que no sabía es que a penas y habían pasado unos cuantos segundos desde que salió de aquel punto de “reunión”. ¿Tenía algo que ver aquello que el Poe lanzó sobre ellos?

Después de lo que le pareció horas de búsqueda terminó por llegar al mismo lugar donde todos habían estado reunidos. — ¡¿Pero qué…?!— exclamó confusa, se supone que de ese lugar había seguido todo recto, no había forma de que en algún momento haya dado la vuelta y regresado ¡No! Algo extraño había en todo eso. Pero al parecer no era la única, había algunos ruidos más que se aproximaban a ese punto, y al girarse notó como varios Bokoblins se acercaban a atacar. — Maldición, justo cuando estoy desarmada.

off:
Para quienes no se enteren (?). La cosa es que el polvo que nos rocío el Poe es para que no pudieramos salir del bosque y tampoco pudieramos separnos, si se hacía esto último terminaríamos en el mismo lugar.


Casi todas mis firmas en Construcción (?)
avatar
Cilmid
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Femenino Mensajes : 572

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gaius el Dom Oct 20, 2013 8:30 am

Escuchó los chillidos de la muchacha pero no le prestó mucha atención, a pesar que le hablaba el estaba centrado en aquel reto impuesto por aquel Gorong.
No harás nada, espero te quede claro.

Una sonrisa ladina se posó sobre sus labios. Comenzó a reírse mientras se tomaba la frente con su brazo derecho ¿Tendría que asustarse? Los miró a ambos, realmente aquella situación era sumamente interesante.

Y qué harás  ¿aplastarme? — se burló, aquel ser no lo intimidaba — Mira, roquita yo sólo quiero mis cosas, pero si tú te pones en medio… no te aseguraré nada

Tenía en cuenta que no le podría hacer daño a ese trozo de piedra andante tan fácilmente, pero tenía una pequeña idea. Los Gorons podían ser rápidos, pero él también lo era, además que andar en un bosque lleno de árboles seguramente haría que su andada fuese más lenta, después de todo no eran su hábitat natural; lo llevaría a aquel pozo profundo que estaba en el bosque y allí se acabaría el problema, sabía que la debilidad de ellos era el agua.

Por alguna razón la gente de Hyrule tenía lo que llamaba él “El síndrome del Héroe” todos parecían querer ser uno, por su parte el no estaba ni cerca de querer serlo ¿Qué ganaría defendiendo a los demás? Simplemente un “Gracias” y un montón de golpes sobre su cuerpo ¡¿Para obtener un simple agradecimiento?!

— Oigan… ¿no les parece raro? ¿Qué de casualidad a todos nos hayan robado algo y que termináramos todos exactamente en este mismo lugar? Sin olvidar de la aparición de ese enorme Poe. No sé qué vayan a hacer ustedes, pero no me quedaré aquí discutiendo sin sentido, iré a buscar lo que me robaron y saldré de aquí.

Escuchó aquellas palabras saliendo de su transe de pensamiento. Sí la verdad ahora que lo pensaba todo sonaba raro, además que el Kolog le decía que no había robado nada…  y él tampoco, además la aparición del poe sólo traía más sospechas.
Miró al Gorong pensando en si llevarlo a aquella trampa, no podía evitar sonreír ante aquello ¡Parecía un reto! Le encantaban los retos, además que este se veía muy entretenido.

Se quedó en silencio mirándolos divertido, sin embargo algo  nuevamente lo distrajo ¡La muchacha de nuevo! Ella si tenía aquel poder de intervenir en aquellos momentos.

— ¡¿Pero qué…?!—

Soltó otra risita sonora al notar su reacción, ahora que lo pensaba ella quería irse de allí, pobre. Seguramente en el bosque se había perdido y regresando.
La Hylian no venía sola, ya que un grupo apareció después de ella ¿Acaso la habían seguido? Realmente ahora aquello no tenía importancia, otro problema estaba frente a ellos.

Examinó su posición, si lo pensaba bien era un grupo de enemigos contra ellos. Supuso que el trozo de madera no podría pelear sin lo que llamaba su “Palito” además que la muchacha no tenía su espada, dejando sólo a aquella mole y él como principales atacantes.

Un suspiro se escapó de sus labios mientras desenvainaba su espada.

Supongo que tendremos que dejar nuestro enfrentamiento para después — al anteriormente haber visto su reacción cuidando al Kolog, sabía que no lo atacaría por detrás, menos en aquella situación. Miró a la muchacha algo serio para comenzar a hablarle a ella — ¿Aun puedes pelear sin tu espada?

Estaban en desventaja de número, eso estaba más que claro, pero sabía que aun tenían esperanzas de salir invictos de aquel lugar. También se replanteó el hecho de escapar, pero por alguna razón tenía algo contra los “traidores”, así que no sería uno.

Miró a aquellos seres desagradables a la vista, mientras agarraba con más fuerza su espada; necesitaba que se acercaran un poco más, si llegaba a separarse del grupo en que estaba seguramente terminaría con alguna herida, eso en medio del bosque podía significar una pésima situación ¡Hasta la muerte!

Notó como estaban con el Gorong casi al frente del grupo, tenía sentido si eran los únicos que podían pelear. Se burló de sí mismo, ahora tendría que ser un “héroe” y aquello lo asqueaba un poco.


Última edición por Gaius el Vie Nov 15, 2013 1:58 pm, editado 1 vez



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Spoiler:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gaius
Rango de rol

Rango de rol

Mensajes : 32

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Rondel el Miér Nov 13, 2013 7:09 pm

No entendía nada de la situación y ni siquiera sabía discutir. Estaba preocupado por su preciado objeto, vaya sí lo estaba, pero el reclamar lo que era suyo y hablar hostilmente o lo que fuese a alguien, era algo que se le escapaba de las manos. Escuchó las palabras de la Hylian, empezando a sospechar de aquel amigo músico según Rondel que no era otro que un Poe la mar de sospechoso.

¡¡¡Yo también lo creo!!! ¡¡¡Ese músico morado quería ser nuestro amigo, seguro!!! Pero claro, quería serlo de todos así que primero... —Empezó a darle vueltas a la cabeza, buscando alguna lógica, aunque repentinamente se sorprendió al ver que la Hylian simplemente se marchaba y los otros no le hacían el máximo caso que Rondel se esperaba.— Va-vale... —murmuró, mirando hacia sus alrededores, si aquello iría a seguir yendo así, todos acabarían yéndose, ¡no, eso no iba a permitirlo, el Poe se había esforzado en reunirlos! Silenciosamente (o al menos eso era lo que hubiera intentado hacer si no emitiera un sonido de cascabel a cada paso que daba) se fue rápidamente hacia donde la castaña se había ido.

Tras localizar a la Hylian, caminaba distrayéndose con la vegetación de alrededor. Tenía aquel bosque muy visto, más bien porque principalmente vivía ahí, pero siempre se quedaba asombrado con lo que veía, pues parecía que siempre había algo nuevo que le hacía perderse. Tras un laaaargo despiste, miró asustado hacia donde caminaba la Hylian para repentinamente haberla perdido de vista, cayendo hacia atrás de golpe— Me-me he per... perdido... ¿Y ahora qué haré? —Dijo entrecortado, intentando llevar sus cortos brazos hacia su cabeza, cosa que se le hizo imposible. Sin palito y completamente solo en un lugar en donde no sabía ni para dónde avanzar, ahora sí que hasta rezaría a las tres Diosas para que el Árbol Deku apareciera y le ayudara, o cualquiera. Con cuidado se levantó, sin poder cesar el temblor que le ocasionaba estar solo en aquel lugar en el que los rayos de luz casi ni pasaban.

Si se quedaba quieto nada podría hacer, sería mejor seguir avanzando a ver si con suerte encontraba a la Hylian de nuevo, esperaba que se hubiera parado por el camino como si estuviera siguiendo a una guía turística o algo así. Comenzó a caminar todo recto, tal vez si no se desviaba pudiera situarse mejor. Tras unas cuantas pausas boquiabierto por el paisaje y lo que le rodeaba, intentaba memorizar el camino y así comenzaría a perderse menos, repentinamente vio algo que le sorprendió ¡¡había vuelto al mismo claro de antes, y ahí estaba la gente que había conocido hace poco!! Se sentía aliviado, a al vez que intentaba memorizar que todo aquel camino recto llevaba a aquel lugar, aunque en realidad era más erróneo que un Cucco rezando a Colossus. Aunque había algo que no acababa de encajar en aquella escena, ¿no había más gente de lo normal? Rondel empezó a mirar mejor, apartándose de la emoción que le había inundado tras reencontrar a los demás.

¿¡Y eso qué son!? ¿¡Desde cuándo están ahí!? —Exclamó completamente asustado y desesperado, y es que esos monstruos no iban desarmados y realmente daban miedo, ¿y ahora qué podría hacer? No quería que nadie sufriera daño, pero no podía hacer nada para evitarlo y ahí fue cuando una de las grandes ideas se le pasó por la cabeza, alumbrándose por la luz de la sabiduría para posicionarse y prepararse para lo que iba a venir.— ¡Hay una manera de librarnos de ésto! ¡¡¡Todos a HUIR!!! —Exclamó como un desesperado, para empezar a correr hacia un lado cualquiera lo más rápido posible, tropezando unas cuantas veces hasta llegar al mismo lugar de antes.
¡¡¡Nos han seguido!!! ¿¡Qué hacemos!? —Siguió gritando— ¡¡¡YA SÉ!!! ¡¡¡Hagámonos los muertos y nos dejarán en paz!!! —E ipso facto, se tiró al suelo esperando a que aquello fuera a funcionar de manera espectacular.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
la realidad (?):
Gracias, Cilmid~ 8'D (?)[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Battle theme (?):
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Rondel
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 261

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gismo Goron el Jue Nov 14, 2013 12:09 am

Gismo vio como el niño empezaba a reírse de una forma muy contagiosa. Casi logra hacerlo reír también pero, no pudo terminar de prestarle atención pues notó como la niña que discutía anteriormente con el joven, que ahora estaba frente de él, marcó su partida. Casi al instante el pequeño Kolog corrió tras ella. 

Gismo lo miró con preocupación, lo había notado desorientado y, teniendo en cuenta eso, era bastante predecible que pudiese pasarle algo. 

Mientras el niño se hundía en su mundo frente al Goron, este, amagó con ir tras los dos anteriores. Sintió mala espina por todo el asunto, luego de que la niña mencionase al Poe y planteara todo esto como una jugarreta de el.

Sin haber terminado de decidirse, escuchó a un lado al Kolog volver a la carrera completamente asustado mientras del otro aparecía la castaña. Gismo y el niño de pelo naranja con el que discutía, advirtieron que no solo ellos habían vuelto, si no que acarreaban tras de si una manada de Bokoblins.

—Supongo que tendremos que dejar nuestro enfrentamiento para después — Le dijo el pelinaranja mientras se preparaba para pelear, lo cual sorprendió un poco a Gismo siendo que no parecía alguien dispuesto a posponer una discusión debido al monologo y la escena de hace un minuto.

-Bien- Respondió, casi por inercia, mientras media al Kolog a unos pies suyos. Avanzó tranquilo y lo levantó con su izquierda.-¿Crees poder mantener el equilibrio?- Le consultó mientras parte del ejercito se le abalanzaba.

1, 2, 3...:

El primero precipitó con un sablazo bruto en diagonal, directo al cuello. Gismo se hizo a un lado y alcanzó a tomarlo con la mano libre por la cerviz usándolo asi de escudo para el segundo, quien terminó de rematarlo con su arma silbante en el aire y a quien el Goron mandó a volar de una patada en la entrepierna. Vio que eran bastantes y sin poder evitar su instinto protector corrió en ayuda de Gaius y Cilmid. 

Tacleó de lado a los que ellos tenían en frente mandándolos a volar entre la arboleda que daba la forma circular a esa habitación en el bosque. Inmediatamente formaron un trípode de batalla, sabiendo que esto no acabaría así de simple. Gismo cuidaba segundo tras segundo por la seguridad del Kolog en su mano izquierda.

La segunda ronda volvió mientras cada uno protegía su respectivo flanco. Nueve para tres. Bichos traicioneros eran aquellos e incluso algunos muy ágiles. El Goron tomó la iniciativa esta vez cargando al kolog como si fuese un jarrón precioso en su brazo izquierdo. Se acercó y los tres Bokoblins lo atacaron a la vez. Solo tapó al Kolog y recibió los tres golpes en el lomo. Vio la cara de miedo de los bichejos desconcertados al verlo levantarse como si nada y tomó prepotente, de un manotazo, el arma del que tenia en frente mientras la rata huía despavorida. Los otros retomaron el juego.

El primero atacó de un lado, Gismo se dejó caer levemente al otro y arrojó el arma al segundo, quien no la vio venir perdido en el contraataque, cayendo sin poder replicar. El primero pasó de largo gracias a la maniobra sin posibilidad de evitar el trastabille que le ocasionó. El Goron lo tomó de la pierna más cercana retomando, gracias a ello, el equilibrio y lo levantó por el aire revoleandolo junto a los otros en medio de los arboles.

Habilidades usadas:

Tensión muscular [Alineación: Poder | Magia: Elemental]
[Magia Necesaria: 8]
"Se dice que al viejo Baluth las espadas solían quebrarse en su pecho..."
Tensar los músculos se convirtió en una gran disciplina empleada por los Goron durante la batalla a través de los tiempos
Endurecer sus músculos para así duplicar su fuerza y resistencia en batalla hacen de un Goron un muro doblemente muro.

Destreza - Maestria[Alineación: Valor]
[Magia Necesaria: 8]
Mejora la calidad de las acciones que indiquen cuerpo a cuerpo (pelea)



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]>< [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Música para Gismo:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gismo Goron
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 184

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Cilmid el Vie Dic 06, 2013 6:53 pm

— Claro que aun puedo.— contestó ante la duda de aquel muchacho pelinaranja. Podría estar en desventaja sin su arma, pero eso no quería decir que no podía usar sus puños para atacar. Y hablando de puños, el Goron se lucía con ellos. La castaña siempre admiraba la rudeza con la que aquellas criaturas de piedra peleaban, le encantaba ver ese desborde de poder. Se distrajo en aquello que no se percató de aquellos Bokoblins que estaban frente suya y del pelinaranja hasta que vio como el Goron los mandaba a volar de una tacleada. Uno de aquellos Bokoblins pareció enfurecerse más y con el sonido como de una trompeta, proveniente de un cuerno que éste saco, mando llamar a más de sus tropas para que vinieran a auxiliarle.

Ahora había nueve Bokoblins más, tres para cada quien –si omitimos al Kolog, claro-, por lo que no era tiempo de estar distraída, había que concentrarse en la batalla que había. ”Vamos Cilmid, concéntrate.” se dijo a sí misma. Bien, unas cuantas palmaditas en la cara y una ya está lista. Ya que el Goron se había encargado de gran parte de los monstruos, era su turno de hacer algo. Observó cuidadosamente a los tres que le tocaban, notando como cada uno traía consigo una espada o un mazo de lo más raro. Pero había algo más, uno de ellos, el que estaba en medio, traía sujetado un arma a su cinturón; algo parecido a una cadena pero un poco distinta. ”Si él no está usando esa arma, yo podría hacerlo.” pensó, ya tenía un objetivo.

La castaña se lanzó en contra de aquel trío, primero que nada debería evitar a aquellos dos Bokoblins armados, pues él último es el que le importaba. Las criaturas no tardaron en reaccionar, por lo que alzaron sus armas con tal de cortar a la castaña en el acto. Gracias a su agilidad y flexibilidad, logró esquivar el primer golpe del Bokoblin más cercano, saltando hacia un costado de éste para después saltar por encima y apoyar su pie derecho sobre la cabeza del monstruo, desequilibrándolo y haciendo que cayera él solo. Ahora iba por el siguiente Bokoblin, más cerca de su objetivo. Éste monstruo intentó realizar un corte horizontal, y gracias a que la castaña ya había agarrado carrerilla, simplemente dejó derrapar sus piernas, flexionándolas para hacer casi un arco hacia atrás y dejar que la cuchilla de la espada pasara rozándole por algunos cabellos del fleco, y gracias al impulso, salía del campo de ataque del Bokoblin por el derrape.

Y ahí estaba su objetivo; debía apresurarse ya que de seguro los otros dos que dejó atrás se acercarían para atacar en grupo. El Bokoblin se abalanzó al ataque con su mazo en alto, listo para dejarlo descender con brusquedad en contra de la castaña. Mala idea. Nuevamente salto hacia un lado antes de que el golpe le diera de lleno, teniendo frente el arma a la que quería llegar. Agradecía la torpeza de esos monstruos. Sin perder tiempo, Cilmid le arrebató aquella cadena extraña y se alejó un poco para poder usar el arma. Ahora que la veía bien, se trataba de una cadena con una bola de tamaño mediano en una punta y algo parecido a una cuchilla de hueso de monstruo en la otra; era algo parecida a una… mini oz, quizá. Era un arma nueva, pero no tendría problema, pues podía usarla como los listones cuando practicaba.

Hizo girar la cadena de la parte donde estaba esa bola mediana, esperando a que el Bokoblin más cercano fuera a por ella. La cadena no era muy larga, por lo que debía medir la distancia. Cuando el primer Bokoblin estuvo a una distancia considerable, la castaña lanzó la cadena directo al brazo donde el monstruo sujetaba el arma, logrando hacerle dar vuelta alrededor de la muñeca para sujetarle y hacerle soltar el arma por la presión. Después, jaló fuertemente la cadena hacia ella, atrayendo al Bokoblin hacia donde estaba para rematarlo con la oz de la cadena y acabar con su vida. — Uno menos.— y faltaban dos. La castaña no tuvo que moverse mucho puesto que el segundo Bokoblin ya estaba casi encima de ella, por suerte los monstruos al morir desaparecían en una nube de humo morado, sino, la cadena seguiría atada a la muñeca de aquel monstruo. Cilmid logró bloquear el ataque con aquella oz de hueso; parecía ser un arma muy resistente. Nuevamente el Bokoblin alzó el arma para atacar y la castaña aprovechó para hacer un corte horizontal antes de que el arma del monstruo descendiera. Ahora sólo quedaba uno, con el cual lanzó nuevamente la cadena, pero esta vez, usando la oz para encajarla en el cuello del Bokoblin. Tiró fuertemente de la cadena para causarle un corte que acabara con él.

Una vez que todos los monstruos fueron erradicados, era tiempo de hablar. — ¿Ahora que hacemos?— preguntó la castaña. El irse cada quien por su cuenta no parecía ser una opción, pues ya lo había intentado y no había funcionado, además que sus cosas habían sido robadas, ella no se iría sin antes recuperar lo que era suyo.


Casi todas mis firmas en Construcción (?)
avatar
Cilmid
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Femenino Mensajes : 572

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gaius el Sáb Dic 07, 2013 2:44 pm

Sonrió al ver que el Goron había hecho la mitad del trabajo, con ese gran cuerpo no podía esperar nada menos de él. Por su parte sólo tendría que acabar con tres, no eran ningún problema, además que la muchacha le indicó que no tenía problemas en enfrentarse a aquellos seres sin su arma.

Excelente — murmuró para sí mismo, mientras desenfundaba su espada

Observó a la lejanía sus enemigos ¿Con quién debía comenzar? Si tomaba una mala decisión podría traerle muchos problemas, así que decidió adelantarse hacia aquel que llevaba entre sus manos un arco, dispuesto para lanzarle en cualquier momento una flecha.

Los otros dos al darse cuenta de las intenciones del muchacho se interpusieron, formando una pequeña barrera intentando mantener a su compañero a salvo.
Sabía que las criaturas en sí no eran tan fuertes como otras, pero sí más inteligentes que los Moblins, por lo que debía tomar precauciones para no salir lastimado.

Siguió en la línea recta sin retractarse en ningún momento, sus pensamientos rápidos solían ser útiles en aquellos momentos. Dio un salto pasando la muralla que le bloqueaba el paso, para luego ocupar aquel impulso en enterrarle su espada sobre su pecho.

El enemigo soltó un chillido de terror al verlo tan cerca, mientras intentaba apuntar hacia su atacante; no fue lo suficientemente rápido para apuntar correspondientemente, sin embargo de forma desesperada lanzó la flecha, para luego ser atravesado por aquella filosa arma.

Sintió como el Bokoblin emitía otro gemido, pero esta vez de terror, mientras se desvanecía. Gaius sólo se limitó a rápidamente fijar su vista sobre los dos otros, no podía bajar la guardia en ningún momento.

Algo cálido caía sobre su mejilla, la flecha le había provocado un pequeño corte sobre su cara, para su suerte no era nada grave, por ahora tenía cosas más importantes que hacer.

Nuevamente tomó impulso y corrió hacia sus dos objetivos, acabaría con el que tenía aquella inútil arma de madera, así no tendría que preocuparse por nada más al luchar contra el último. Podía ver el enojo sobre aquellas bestias, que ahora sí parecían querer hacerlo trisas.

Se acercó, pero nuevamente tuvo que retroceder, los movimientos del que traía el machete eran torpes, sin embargo estaba tan colérico que uno de esos podía llegar hasta ser mortal. Nuevamente se lanzó al notar una separación entre los dos, por lo que corrió primero hacia aquel que tenía el arma blanca; ellos se prepararon para el ataque, cuando Gaius cambió de dirección hacía el más débil de los dos.

Con un limpio corte lateral acabó con el que traía el palo, quedando sólo uno. Sonrió, mientras veía como el último se acercaba a él corriendo; si antes creía que estaba enojado ahora debía estar a punto de estallar de la rabia.

El Bokoblin intentó acertarle un golpe siendo rechazado por el muchacho. Ambas armas parecieron rebotar lanzando hacia atrás a los dos contrincantes, lamentablemente para Gaius su fuerza no era lo más destacable, sino su agilidad.
Nuevamente chocaron sus instrumentos, causando casi el mismo resultado.

Esto no lleva a nada — pensó Gaius mientras sentía que el cansancio se estaba comenzando a notar

Tuvo una idea, mientras veía como el enemigo nuevamente intentaba encestarle un golpe directo, esta vez lo retendría, no alejaría.

Agarró su arma con fuerza, mientras se defendía con ésta, apoyando su otra mano por el lado plano.
Pudo sentir la fuerza del colérico adversario intentando con la fuerza bruta romper su arma. Rápidamente y en un impulso en donde puso todas sus fuerzas lo golpeó en un patada tirándolo al suelo, para luego acabar con él en una estocada sobre el pecho.

Sintió como la adrenalina seguía sobre so cuerpo, mientras calmaba su respiración.

Miró hacia todos lados en búsqueda de los otros, para poder observarlos unos metros a distancia.

— ¿Ahora qué hacemos?—

Escuchó la pregunta, mientras él también se la hacía, realmente no entendía muy bien que estaba pasando, apenas tenían unas pequeñas pistas como para poder descifrar la situación, a menos que fuesen genios tendrían que estar un poco más juntos buscando la respuesta.

Deberíamos buscar a nuestro anfitrión para que nos explique — comentó mientras se refería al Poe — Porque salir de aquí no es opción al parecer

Los miró, mientras notaba como la mejilla comenzaba a molestarle, la pequeña herida ardía bastante, así que sacó un pañuelo que mojó con agua de su cantimplora, para luego limpiarse con cuidado. Debía ser más cauteloso para la próxima o podría no salir ileso.



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Spoiler:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gaius
Rango de rol

Rango de rol

Mensajes : 32

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Rondel el Miér Dic 25, 2013 6:20 pm

Tras tirarse al suelo, esperando a que los demás hicieran lo mismo. Lo que vio no fueron un grupo de cobardes que se hacían el muerto una vez veían enemigos, sino que se arriesgaban a luchar. Demasiado peligroso. Fuera como fuera, no le gustaba ver combates, se levantó repentinamente y empezó a correr en círculos pequeños y con nerviosismo— ¿¡Y-y ahora qué hago!? ¡¡¡Están todos peleando y no quieren ser amigos!!! —y deteniéndose, miró hacia su mano derecha, viendo de nuevo que no tenía su palito. Ya era momento para rendirse, ¿no? Irse tranquilamente del bosque, buscar otro palo, claro estaba, pero ahí no estaba haciendo nada. Tal vez al Goron se le hubiera caído su objeto mientras rodaba. O tal vez...

— ¡¡¡Músico morado!!! —exclamó, recuperando su humor de siempre tras girarse y avistar al gran Poe, soltando su particular risa. Seguidamente el Poe comenzó a avanzar hacia atrás, sin dejar de observar al Kolog con cierta burla.— ¡E-¡espera!! ¡¡Tenemos que hacer un concierto porque yo tengo mi pali-... luego lo tendré!! —Comenzó a seguir al Poe, sintiéndose algo triste por no tener su preciado objeto, pero eso no era lo único que importaba ahora. ¡¡El Poe no esperaba!! ¿Hacia dónde iría? Ya adentrándose en lo profundo del bosque y siendo perseguido por el Kolog, se desvaneció.

Rondel siguió corriendo como podía, mientras se iba tropezando con toda irregularidad que se hallara en el suelo hasta terminar cayendo estrepitosamente— E-espera... —sin recibir respuesta alguna, esperó un par de minutos hasta reencontrarse con el esfuerzo necesario para levantarse. Buscó con la mirada a su "amigo músico", pero no obtuvo resultados. Es más, no sabía ni dónde estaba. Con miedo comenzó a caminar, tan solo veía árboles, hojas, hierba, más hojas, una branca que le tiró de nuevo al suelo, se levantó y encontró más árboles. ¿¡Y ahora qué haría!? Se preguntaba cómo estarían los demás. Ojalá hubiera suerte y encontrara de nuevo el camino de vuelta.

En el claro del bosque... las leves risas del Poe morado volvieron a escucharse, aunque sin llegar a las "víctimas", se plantó en la escena tras que todos aquellos Bokoblins fueran derrotados. Al caminar hacía un sonido parecido a un cascabeleo y su cuerpo ahora era de madera, manteniendo una hoja en su cara con agujeros para ambos ojos y la boca. ¡El Poe había tomado la forma de Rondel! y ahora aprovechaba aquello para hacerse pasar por el despistado Kolog. Miraba hacia los seres de las distintas razas en completo silencio, ¿qué estaría tramando?


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
la realidad (?):
Gracias, Cilmid~ 8'D (?)[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Battle theme (?):
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Rondel
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 261

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gismo Goron el Miér Dic 25, 2013 7:44 pm

¿Ahora qué hacemos?- Preguntó la castaña al resto, esto empezaba a tomar forma de equipo y era la primera de muchas otras preguntas que empezarían a consultarse entre todos. Quien lo diría, aquello tenia pasta de equipo.

Gismo la miró pensativo, no terminaba de comprender la seguidilla de echos y, según lo que pudo deducir, separarse en el bosque no los llevaría a ningún lado.

Deberíamos buscar a nuestro anfitrión para que nos explique- Respondió el pelinaranja a un lado- Porque, salir de aquí no es opción al parecer- El niño se había herido durante la batalla y un raspón en su mejilla empezaba a molestarle obligandolo a limpiarlo un poco para aliviar la molestia.

Si, concuerdo con ustedes, no en buscar al anfitrion como plantea él- Dijo señalando al joven con un gesto de manos.- Si no, en mantenernos juntos y explorar el bosque en busca de una salida.

Esta claro que quien nos trajo hasta aquí no desea que nos vayamos y será cuestión de tiempo para que haga presencia una vez nos empecemos a alejar. Será entonces el momento de las preguntas.- Concluyó el Goron. 

Al mirar sus manos, al niño, la niña y la habitación dentro del bosque notó que algo faltaba.-Un momento- Exclamó.- ¿Donde está el Kolog?- Preguntó preocupado.

Ahora tenían un motivo adicional para adentrarse en los caminos del bosque, el juego del Poe ya había empezado y si el pequeño Kolog salio por voluntad propia o no, significaba un problema para todos. Debían encontrarlo.

No pasó mucho tiempo hasta que al fin dieron con él, escondido entre la maleza se hizo presente frente a ellos, se lo notaba bastante menos exaltado que hace un momento. Todos alcanzaron a notar la diferencia pero de alguna forma inconsciente optaron por encontrar una excusa valida para ello. Gismo se acercó y lo levantó con ambas manos

Mira pequeño, es momento de que empieces a tener mas cuidado. No vuelvas a separarte ¿Entendido?


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]>< [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Música para Gismo:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gismo Goron
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 184

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Cilmid el Jue Dic 26, 2013 9:36 pm

Cada presente dio su punto de vista ante la pregunta de la castaña, quien escuchó a todos y pensó en lo dicho por ellos. Lo mejor era moverse de ahí como un grupo, no separarse por ningún motivo y provocar la aparición de aquel enorme Poe con las acciones del grupo. Sencillo. Sólo hay que caminar por el bosque, tratar de salir de él y… algo más.  Gracias a una pausa que hizo el Goron, la castaña se dio cuenta de que el pequeño ser de madera había desaparecido. Se puso a buscarlo con la mirada, con la batalla se había olvidado del pequeño tronco. No era posible que los Bokoblins le hubieran hecho algo, ¿Por qué lo harían? El Kolog se podía camuflar con el entorno del bosque ¿no? Para su suerte no tuvieron que buscarle por todo el bosque, pues el pequeño ser apareció con su típico cascabeleo. ”¿Por qué hará ruido cuando camina?” se preguntó mentalmente la castaña.

Luego habría tiempo para aquellas preguntas tontas, ahora a comenzar a caminar. Mientras el grupo avanzaba por el bosque, una ligera niebla comenzó a invadir el lugar, siendo ignorada por el grupo que se movía como si nada por el bosque. El Poe que había tomado la forma del Kolog caminaba sin pronunciar palabra alguna cerca del grupo. Haciendo ruido con su cascabeleo, se movió a donde estaba un agujero despejado de hojas de árboles hacia arriba, señalando y mostrando al grupo que estaba oscureciendo. — Tal parece que es hora de acampar.— dijo Cilmid al ver el cielo. — Si descansamos un poco será bueno para recuperar energías. Podemos tomar turnos de guardia para que el Poe no nos tome desprevenidos.— propuso la castaña. Era una buena idea ¿no? El descanso es necesario y con la guardia se podía hacer turnos y vigilar que no fueran atacados por sorpresa.

La castaña logró ser la primera en poder hacer guardia, así lo había preferido. Cuando vio que ya todos estaban descasando, la castaña se puso alerta, observando todo alrededor y prestando atención al ruido del bosque, por si había algo inusual. El olor, había cambiado un poco en el aire y simplemente sentía que era extraño, debía ignorarlo pero por alguna razón no podía hacerlo. Estando concentrada en el olor fue sorprendida cuando escuchó un ligero ruido detrás suyo, se giró rápidamente, buscando al que hacía ese ruido. Un pequeño jaloneo a sus piernas, miró hacia abajo y vio que se trataba del Kolog. — Ah, eras tú.— se agachó para estar a la altura del pequeño Kolog. — No es necesario que hagas guardia, puedes dormir tranquilo.— el pequeño Kolog comenzó a saltar desesperado, igual que la vez de los Bokoblin. — ¿Qué? ¿Qué pasa?— preguntó la castaña, sin embargo, el Kolog no hablaba. Fue entonces que el pequeño ser caminó lejos de la castaña, invitándole a que le siguiera. — Espera… no…— el pequeño Kolog no le hizo caso y comenzó a alejarse más. — ¡No! ¡Agh!

Alternando su vista con los restantes del grupo y el camino por el que se fue el pequeño ser, optó por irse a donde el pequeño había ido. Alguien tan pequeño no era tan rápido y podía alcanzarle y hacerle regresar con los demás. Rápidamente la castaña se perdió entre la niebla sin darse cuenta. El pequeño Kolog había desaparecido ¿A dónde se había metido? Por ser tan pequeño seguro que debería estar entre los arbustos atorado o escondido. Ahora sí que la castaña estaba en apuros, debía apresurarse y regresar antes de que cambiaran de guardia, se supone que todos debían estar juntos y ahora faltaban dos de ellos. Era mejor buscar al Kolog junto a los demás. Cilmid regresó por donde vino, sin embargo no logró dar con el grupo. — ¡Maldición!— se había perdido y justo cuando no debía hacerlo. Camino por el bosque, llamando a los demás por si le escuchaban, tenía que dar con ellos.

Mientras tanto, donde los demás del grupo descansaban, de entre la niebla volvió a salir el Poe con la forma del Kolog, caminando tranquilamente junto a los demás para recostarse como si nada hubiera pasado; su juego aún continuaba.

off:
Ahora el Poe planea separarnos, son libres de hacerlo como lo deseen.


Casi todas mis firmas en Construcción (?)
avatar
Cilmid
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Femenino Mensajes : 572

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gaius el Vie Dic 27, 2013 8:48 am

Soltó un suspiro mientras veía que el pequeño tronco había desaparecido ¿Cómo era posible? Sabía que no se lo habían llevado los enemigos, después de todo, ninguno de los enemigos había quedado vivo, por lo crudo que sonase.

En unos minutos pareció regresar con aquel regordete cuerpo, mientras se balanceaba graciosamente (Porque aquello le hacía gracia al ladrón). Al llegar comenzaron a caminar, siendo liderados por la muchacha.

Era bastante extraño, sentía que algo andaba mal ¿Qué? No tenía idea, pero quizás el hecho de estar allí de estaba provocando aquel sentimiento, después de todo estaban atrapados allí en el bosque.

El más pequeño del grupo pareció indicarles algo con su corto brazo… ahora que lo pensaba ¿El hace un rato había sido muy parlanchín, no? Igualmente pensaba que una respuesta válida era que se encontraba asustado, hace poco se había librado una batalla entre dos bandos.

Miró el cielo que se filtraba por los árboles, notando como en un rato oscurecería dejándolos en medio del bosque de noche ¿Podría haber algo mejor?

Tal parece que es hora de acampar.— comentó la muchacha — Si descansamos un poco será bueno para recuperar energías. Podemos tomar turnos de guardia para que el Poe no nos tome desprevenidos.—

No quería quedarse a dormir en un lugar así, se negaba a pensarlo, mientras su mente fría le decía que ella tenía razón.

Sí, lo que sea — respondió para luego preguntarse quién sería el primero en sentarse a mirar como los demás descansaban

Para su suerte, la muchacha fue la primera en ofrecerse, por lo que caminó hacia un árbol cercano y se sentó, apoyando su espalda en éste. Cerró los ojos intentando por lo menos descansar su mente. No sabía si los demás habían hecho lo mismo y tampoco le interesaba, cada uno era libre para hasta comenzar a correr en círculos.

Su cuerpo se relajó, mientras su respiración se hacía cada vez más lenta. Luego de un rato logró caer en el mundo de los sueños, perdiendo por completo el conocimiento, dejando a la muchacha como su único guardian.

El rato pasó hasta que sintió que alguien se acercaba a el grupo, despertando casi al instante, a pesar que había dormido sus sentidos parecían alerta a cualquier cosa.

Abrió los ojos rápidamente, encontrándose con una espesa niebla ¿Cómo había cambiado tanto en tan solo un rato? Miró a los demás que seguían descansando. Para luego buscar con la mirada a la fémina del grupo.

Ahora que lo pensaba no tenía idea de cómo se llamaba, para él ella era tan sólo “Muchacha”, tal vez sería “Señorita” si no lo hubiese golpeado con tanta fuerza, pero ese era otro tema.

Se levantó algo asustado por el ambiente que se encontraba, además de que no parecía haber rastros de ella ¿Dónde estaba? Sintió un pequeño tirón de su capucha, por lo que bajó la vista, encontrándose con el Korok el cual parecía quererle decir algo.

¿Sabes dónde está? — preguntó curioso por la extraña mudez del pequeño — ¿Podrías traerla?

El más bajo del grupo negó en la última pregunta, haciendo que Gaius fruciera el ceño, todo parecía muy extraño.
¿Debía despertar al Gorong? Tenía muchas preguntas y poco tiempo.

¿Se encuentra muy lejos? — fue lo último que preguntó recibiendo una respuesta de forma casi inmediata

“No” fue lo que le indicó moviendo su cuerpo.
Pensó por un minuto el asunto, tenía una buena idea, así que le indicó al Kolog que le indicara el camino. Éste asintió y comenzó a andar hacia el espeso bosque, Gaius antes de partir sacó su espada y escribió algo en el suelo.

“La niña se ha perdido, iré a buscarla con el arbusto”


Lo hiso rápido y de forma que fuese legible, para luego comenzar a caminar hacia donde el pequeño lo esperaba. Al parecer no había notado lo del mensaje.

Caminó con la espada desenfundada algo enterrada contra el suelo, dejando un pequeño rastro por si no encontraban nada y tenían que regresar.

Pasaron minutos hasta que notó como el trozo de madera parecía desaparecer al pasar bajo unas plantas.

¿Arbusto? ¿En dónde estás? — preguntó en voz alta, sin poder encontrarlo —

¿Qué había sido eso? No lo entendía, pero todo aquello le daba mala espina, debían estar en un lío y en uno muy grande.



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Spoiler:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gaius
Rango de rol

Rango de rol

Mensajes : 32

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Rondel el Sáb Ene 04, 2014 8:13 pm

Entre la espesura del bosque, un Kolog no se había rendido, de momento. Llevaba ya horas perdido, sin palito, pero como antes había encontrado el camino, tenía esperanzas de que ahora pasara lo mismo. Ya llevaba horas cantando la misma canción y la emoción con la cual había comenzado, no se había esfumado para nada. Avanzando con pequeños y alegres saltos, a la pata coja, con ambas piernas, juntando éstas, y hasta acabando cayendo y rodando, el Kolog intentaba no dejar de cantar. Aunque por culpa de una estrepitosa caída que le llevó a chocarse contra las raíces de un árbol que sobresalían por la tierra, había tenido que pausar la canción unos segundos.

Se levantó con cuidado, se alejó con sigilo de aquella raíz, y siguió brincando para poder cantar aún— ♫ 38 Árboles Deku, se balanceaban, sobre la tela una Skulltuuuulaaaa, como veían que no se caían, fueron a llamar a otro Árbol Deeeekuuuuuu~ 39 Árboles Deku, se balanceaban, sobre la tela de una Skulltuuuuuulaaaaaa, como veían que no se caían, fueron a llamar a otro Árbol Deeeeeekuuuuuuuu~ ♪ ... — Se calló repentinamente, sin saber cómo continuar con la canción, improvisó repentinamente, tirándose al suelo en plancha.— ¡¡¡Y ahora el estribillo!!! —Y sin sentido alguno, empezó a rodar horizontalmente, dando un par de vueltas hacia la derecha y cambiando de lado al tener miedo de colarse entre la hierba alta y luego no poder salir.

¡Ahora se moría por hacer "música" con su palito, que gracias a sus agujeros hechos por Rondel hacía ya unos años, funcionaba como flauta de viento, aunque no funcionara demasiado bien y ni estuviera para nada afinada. O tal vez la culpa era de que el Kolog no tenía ningún don musical.
Dejó de rodar, acabando boca arriba y ver un pequeño espacio entre las hojas, que dejaban entrever el ya oscurecido cielo. ¿Cuántas horas habrían pasado ya? ¿Lograría salir de aquel bosque? Ni él lo sabía.

De repente una lejana risa burlona le hizo alarmarse, levantándose de golpe, con lo cual su poco equilibrio le falló, casi cayéndose y acabar en el suelo de nuevo. Dio un par de vueltas sobre sí mismo con tal de situar de dónde había provenido aquella voz hasta encontrar al gran Poe y causante de todo aquello— ¡¡¡Mi amigo músico!!! ¡¡Si me prestas un instrumento hago chirridos, pero tal vez sea un Kolog de a dos instrumentos y pueda hacer melodías!! ¡¡¡Seguro que es eso!!! —Exclamó entusiasmado, agitando sus cortos brazos de arriba a abajo.

Repentinamente el Poe dio marcha atrás, aunque Rondel no perdió el tiempo y salió corriendo lo más rápido posible hasta tenerlo localizado y verle tomar una forma que no era la suya.
— ¡¡¡HUALA!!! ¡¡¡ERES GENIAL, AHORA ERES UNA GALLINA!!! —Gritó el Kolog, tras ver como el Poe había tomado la forma del humano pelinaranja. El Poe simplemente se quedó quieto, sin decir nada y sin ni siquiera soltar aquella risa burlona.— ¡¡¡Eres genial!!! Ah... ¡¡¡espera, eres ese humano de antes!!! Claro, las gallinas suelen tener la cabeza más pequeña... —Pensó, sin lograr ver más diferencias y obvias— ¡¡¡YA SÉ!!! ¡¡¡Ahora conviértete en Árbol Deku!!! —Exclamó emocionado, mientras que el Poe no reaccionaba.

— ¡¡Áaaaarboooool Deeeeekuuuuuuuuuuu!! ¡¡Áaaarboooooool Deeeeekuuuuuuuuuuuuuuuuu!! ¡¡Hazte Árbol Deku!! —Se acercó mucho más al Poe, corriendo en círculos alrededor de éste, mientras daba a veces algún salto y sin dejar de hablar en ningún momento— ¿Sabes que el Árbol Deku es enorme? ¡¡¡Es un árbol!!! ¡¡¡Tiene tronco y hoja igual que yo!!! Aunque no del todo... y solo tengo una hoja... —se paró pensativo durante unos segundos, para volver a correr de repente igual que antes— ¡¡¡Todos somos Árboles Deku!!! Y-y-y-y-y... y... —El Kolog se había desvanecido repentinamente. Rondel fue perdiendo la velocidad, acabando parándose por completo y bajando los brazos, se quedó esperando para ver si al Poe se le ocurría volver.

— ... Me pregunto dónde estarán los demás... —Murmuró, desviando la mirada hacia el cielo nocturno. Buscó algún lugar donde pararse, acercándose hacia el tronco de un altíiiiisimo árbol, sentándose al lado de éste en plena soledad.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
la realidad (?):
Gracias, Cilmid~ 8'D (?)[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Battle theme (?):
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Rondel
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 261

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Gismo Goron el Mar Ene 21, 2014 2:01 pm

Continuaron camino dentro del bosque luego de encontrar al pequeño Kolog, sin darse cuenta el tiempo allí había pasado volando y de repente ya era de noche. El solo entrar al bosque había sido estúpido, rondar en él peor. Solo los Kokiris conocían el camino de salida, y no había indicio de que alguien más lo hubiese echo, decidieron tomar un descanso y pasar la noche a un lado del camino, con un poco de suerte por la mañana ya frescos podrían pensar mejor. 

La castaña se ofreció a tomar la primer guardia y así se hizo, Gismo, Gaius y el Kolog descansarían e irían rotando mientras los días avancen rogando que no fuesen muchos.

Insatisfechos con que la joven tome la primer guardia el resto se fue a dormir a pocos pies de ella. El Goron cerró los ojos y casi instantáneamente se durmió, esa noche soñó con la ciudadela y los hermanos mercaderes dentro, eso le recordó las festividades que ya estaban por empezar y los grandes espectáculos que iban a darse, podía ver los fuegos de artificio multicolor mientras el viento soplaba despacio por la noche.

Despertó de un salto, no había rastro de la castaña, del joven y mucho menos del pequeño.- Que demonios...- Esto resultaba muy molesto, habían acordado no alejarse y sin mas ahora estaba él solo, no los creía capas de abandonarlo en pleno bosque pero si los creía capaces de alejarse con algún egoísta motivo. 

Al terminar de incorporarse notó a sus pies escrito en la tierra “La niña se ha perdido, iré a buscarla con el arbusto” eso tenia que haber sido escrito por el joven, nadie mas se dirijiría así a la castaña. Estaban en problemas.

Inspeccionó un poco el lugar buscando alguna señal de lo que habría podido suceder y casi imperceptibles encontró unas marcas en el suelo, como si alguien caminaría apoyando su espada, Gismo las siguió perdiéndose en la maleza donde todo se dificulto aun mas.

Debido a la oscuridad y los arboles que tapaban casi todo, estaba la noche en el bosque envuelta en una sola capa de negro que entorpecía todo cada vez mas, Gismo rastreaba las marcas de rodillas cada tanto y luchaba con la maleza que le azotaba por sorpresa en la cara con algunas ramas perdidas en el negro.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]>< [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Música para Gismo:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Gismo Goron
Rango de rol

Rango de rol

Sexo : Masculino Mensajes : 184

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Privado] Encuentra al Impostor

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


Zelda Rol :: 

 :: 
 :: Bosques perdidos

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.